sábado, diciembre 6

 
Sobre mi infancia y los postulados.
Recuerdo a mi padre ocupadísimo con sus plantas. Si no teniamos 20 macetas en casa, no teníamos ninguna. Mi padre tenía tres regaderas, dos guantes, unas tijeras de podar y un pulverizador. Los fines de semana se enfundaba los guantes y pasaba revista a las plantas. Hablaba con ellas. Lo cual me parecía tan absurdo como hablarle a una silla o a un jarrón Ming. Porque si puede resultar sorprendente hablar con un periquito, no calificaría como normal el entablar una conversación de tú a tú con una masa de clorofila verde, carente de cerebro. Pero corramos un túpido velo y resumamos: que cuando mi padre se ocupaba de sus plantas no nos hacía (al resto de la especie humana) ni puto caso. Aunque a su favor habría que decir que cuando no se ocupaba de ellas, tampoco. Volviendo al tema y como corolario, cuando mi padre cuidaba de sus plantas, podias decirle que había aterrizado un platillo volante sobre el sofá y de él había descendido chiquito de la calzada vestido de lagarterana y cantando los sietecaballosquetienebonanzaaaaa, que él invariablemente contestaba que la mierda de abono de 2x1 no dejaba las hojas brillantes, vayapordios. Lo cual ya dice algo.
POSTULADO 1: Si quieres aislarte del mundo, ocúpate de tus plantas.
Hoy he entendido la fuerza, o esperanza (o desesperanza), que animaba a mi padre cuando cuidaba de sus plantas. Se refugiaba en la pretensión de que las tijeras sanaran, de que las regaderas alimentaran, de que los guantes lo aislaran, de que el pulverizador cubriera de un mágico bálsamo cada una de ellas, y que las protegiera de todo mal.
Cosa que no podía hacer conmigo, o con mis hermanas.
POSTULADO 2: concéntrese en el objeto, apórtele los elementos necesarios, aislese de él para no contraer su misma enfermedad. Háblele. Aunque no diga nada coherente le sentará bien. Crecerá. Que es de lo que se trata. Aunque crezca inútil, ¿a quien le importa? el caso es que crezca.
Cuánto mejor sería que hablaramos de nuestras inseguridades, que compartieramos nuestros miedos, que lloráramos nuestras frustraciones, que gritáramos nuestras penas. Que nos quitáramos los guantes, que arrojáramos a la basura las tijeras, las regaderas y los pulverizadores. Porque entonces, quizás hoy te adoraría. En cambio, sólo te agradezco enormemente esta (mi puta) vida.

Comentarios:
Coco, me has hecho pensar sobre si yo estoy bien regada, pulverizada y eso...Todo muy metafórico, claro...
 
Tú estás perfectísimamente regada, pulverizada, mineralizada y supervitaminada. Salta a la vista, querida.
 
Pues a mi creo que no me podaron cuando debían, mira que te digo,o tal vez era la falta de riego (la de mi padre, digo) ;)
Triste este post, querido Coco...
Petonets
 
Ven querido, que te trasplanto!

Besitos

P.S. No te pienses, que hay muchos padres iguales, los que hay que hablan con las plantas o algunos otros como el mío, se ha pasado 10 años, los de mi infancia, hablando con bonanza y animándole desde el sofá a detener a los malos.
Ejque....
 
Yo tambien la adoro, por tu puta vida :)

Besicos
 
No es la primera vez que me emociona uno de tus posts...de hecho casi siempre lo hacen. Pero hoy se han escapado unas lágrimas, para regar tus palabras.
Quitarse los guantes, y olvidar tijeras, regaderas y pulverizadores...te estoy muy agradecida.
Una plaga de besos.
 
Cuídate, guapo!!
 
Ai, Coco, no sé de què pebrots em sona això...

:)

(Petons de convidar-te a casa-meva que ja trigues).
 
Pues a lo mejor porque no riego mis plantas, ni las pulverizo, ni tengo guantes ni tijeras de podar, a mí se me mueren todas.
Pero me crecen setas por todas partes. Curioso,no?
Y encima, con mi padre, tampoco me entiendo.

Ains.
 
¡Joder, Coco!
Un beso grande.
 
Muchos somos críticos con la actitud de nuestros progenitores, pero la grandeza no recae en echarles la culpa por su forma de actuar si no en aceptarla tal cual fue (no hay otro remedio) comprender el por qué y superarla. Eso es lo que yo hago y me sirve de mucho. Por otro lado también veo las mil virtudes que han tenido para con nosotras y en mi caso, lo compensan con creces. Esa es mi humilde opinión. Un saludo coco.
 
Coco, me dejaste sin palabras.
verdades..
besos
 
Coco, debes de ser muy joven para estar todavía en esta etapa.
Tampoco tendrás hijos, ¿no?
Lo más probable es que tu padre se entretuviera con las plantas justo para poder seguir viviendo. La mayoría de nuestros padres hicieron lo mejor que sabían o podían de acuerdo con las circunstancias que les tocara vivir.
Tu abuelo… ¿Cómo trato a tu padre? No tendría él la misma queja que tú tienes con el tuyo. ¿Qué harías tú con tus hijos? Dudo que lo hicieras mejor porque para hacerlo mejor hay que quererse a uno mismo…
Y así la cadena...Vuelve al pasado sólo para sacar lo mejor de él…no juzgues porque vas a ser juzgado.
Vaya sermón!! Menos mal que estarás durmiendo.
 
...Sabes? Cuántas veces he pensado que a ser padres no nos enseñan...Y si nos enseñasen, realmente querríamos serlo??

Un besito, guapo. Que tienes mucha razón.
 
Coco eres un provocador nato, ¡OLE tus hue......sos!.

Si una va siguiendo tus posts, se ve como vas de un tema a otro en busca del comentario o la polémica, no todo en esta vida nos lo provocaron los demás , yo también ando diciendole al cartero que deje de traerme facturas , pero el tipo ni caso...

De todos modos sigues siendo el horoscopo del día.
 
anónimo no te enteras de ná, no?
 
jajajajajaj!!!!! de ná, gloria, de ná.´
(Puede ser debido a la falta de riego, que frío hace, pero nena, llover ni gota)
vamospordios
 
Joder, voy a tener que salir del anonimato para que no me confundan con tu hermana/o, el otro anónimo, el de la mala leche...
Todavía hay carteros? Con lo bien que funciona la Red...
 
Intenso...como siempre. Un abrazo.
 
Casi mejor las plantas que montar un Bergman familiar cada dos por tres.
 
Supongo que cada uno encuentra su forma de salir adelante, de llorar o de gritar.

Supongo que, a veces, nuestro reto es dar la salida adecuada a las frustración y el dolor que nos generan el silencio y la distancia ajena de quien no supo hablarnos o mimarnos.

Supongo que ser consciente de la necesidad de quitar guantes y arrojar herramientas ya nos acerca a hacerlo mejor que quien nos hizo daño.

Supongo que el siguiente paso es aprender del dolor que nos causó quien no supo hacerlo de otra manera o no se esforzó lo suficiente hacerlo.

Supongo que vamos por buen camino cuando hablamos de todo esto.
Besos dulces.
 
Complejo de Electra, lo confieso, el mio es que odiva a las plantas... Jajaja, cosa que yo he he heradado, se me mueren todas, aisss.

Besos
 
Mi padre es un hombre con un gran sentido del humor, y además ácido. Recuerdo que cuando éramos pequeños cada vez que mi madre se ensimismaba en lo que fuera que la apartaba del mundo y nos contestaba con un lacónico sí o un no a boleo a cualquier pregunta para que la dejáramos en paz; mi padre, con gesto hiperteatral, levantando los brazos al cielo e impostando la voz decía: “Ohhhhh infelices, ohhhhhhhh desdichados hijos miossssssssssss...:¡no tenéis madre!”.
Era infalible, a ella casi siempre le acababa dando un ataque de risa.

Coco, entrar en el fondo de lo que planteas es muy triste. No quiero que estés triste.

¡Y que conste que yo no encuentro absurdo hablarle a un jarrón Ming!

Besos
 
Y qué diablos hubiera hecho Coco-niño ante un padre que tira los guantes al suelo y le cuenta sus miedos, sus inseguridades y su impotencia?

Nunca lo hacen bien, y si lo hacen bien buscamos la forma de recordar que lo podían haber hecho mejor.

De tu puta vida... mejor deja de buscar culpables, o a quien agradecerla. Vívela, que es lo que te vas a llevar puesto.
Te entiendo, que lo sepas. Demasiado bien, por desgracia.
Un beso, lindo. Cuídate y quiérete.
 
Es que a veces, con la especie humana, no es muy ¿cómodo? hablar. En cambio, con los guantes bien puestos, y en una burbuja invisible del tú-a-tú con una planta, sí que da gusto. Porque las plantas a uno no le responden si sus inseguridades son estupideces, si sus preocupaciones no están bien priorizadas, si ha sabido o no criar a sus hijos; escucharlos... y un largo etcétera.
Que ya veo yo que un día mi cactus me contesta lo egoísta que soy.

Un beso (y esa ha sido MI interpretación del post) :)
 
Haces bien en gritar. Los padres deben cuidar a los hijos, sin censura.

Si no sabes, aprendes!

No creo que sea más difícil que aprender a cuidar plantas sin que se mueran...

Es lícito que un hijo alce la voz para decir: "te he necesitado y no has estado". Dan igual los motivos...
 
besitos coco, y un abrazo.
 
Me has hecho recordarme a mí misma, pero en este caso a mi madre y su cocina.

Ayer mismo lo volvió a hacer. Un mes sin vernos y ella en su cocina, cocinando. Su forma de dar cariño es cebarte hasta el infinito. Pero...¿y hablar?¿y reir?¿y llorar?¿y jugar juntas? Nunca estaba presente para eso, siempre su cocina y ella.

Cuestión de educación. LLevarte limpia, aseada y cebada era su forma de cuidarte. Y todo lo demás no existía.

No culpes a tu padre, perdónale, seguramente tendría sus motivos que no entendiste o que no sabías.

Aparte que si algo hubiera cambiado hoy tendríamos a otro Coco, que no escribiría estas cosas tan bonitas. A mí me gusta mucho el Coco de hoy.

Viva tu padre que te hizo así! Joder!

Un abrazooooo!!!
 
Duro este post, mi niño. Pero todos los padres (o casi todos, los hay muy hijos de puta) intentan lo mejor para sus hijos, pero sus limitaciones no les dejan hacer más de lo que saben hacer.

En el perdón está la salvación y, aunque parezca esto como una frase de testigo de jehová intentando captar adeptos a su doctrina, creo que es una verdad como un templo. Perdónale y acéptale tal cual era (o es) y te perdonarás tantas cosas a ti mismo que verás la vida con un color diferente.

Como dices, te dio la vida, ¿y tú sabes lo que tienes entre manos? Es una vicoca (no sé si se escribe así). Disfrútala, joder, con optimismo y con fuerza.

Besos so feo,
 
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
 
que mas quieres? si no te falta de nada!!!
supongo que os sonará a muchos...
 
despues de unos cuantos años y muchos post... por primera vez me has dejado sin palabras.
sera la empatia.
un abrazo
 
Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]



Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace



<< Página principal

This page is powered by Blogger. Isn't yours?

Suscribirse a Entradas [Atom]