miércoles, septiembre 20

 
Esta mañana, llamaban los oyentes al programa de Pablo Motos, en M80-Radio, para contar qué era lo que les asustaba de pequeños. Conforme iba escuchando los comentarios, me sentía más y más identificado. Con todos y cada uno de ellos. Así que, mientras esperaba en la cola del café he hecho recuento mental, y me ha salido la siguiente lista. Estos son los miedos que tenía yo cuando era un renacuajo:
- a hacerme pis en la cama si jugaba con fuego.
- a que me mordiera un ratón si tocaba los artículos de las tiendas (qué tipo de locales frecuentaría mi madre -me pregunto- que vivían ratones en las estanterías).
- a que viniera un señor con un saco y me metiera dentro si no hacía los deberes.
- a que saliera drácula del armario de mis padres si se me ocurría abrirlo sin permiso.
- a que se me quedaran los ojos cuadrados si veía demasiado la televisión.
- a que me crecieran sandías en el estómago si me comía las semillas.
- a que me creciera una olivera dentro si me tragaba los huesos de las aceitunas.
- a que se me quedara la lengua de color naranja si me zampaba una bolsa entera de ganchitos al queso.
- a que se me quedara tiesa la lengua si decía palabrotas.
- a que la piel se me arrugara, como la de un garbanzo, y los labios me quedaran para siempre de color morado, si no salía del agua inmediatamente.
- a unos pantalones de cheviot que rascaban como si estuvieran forrados con polvos pica-pica, y que mi madre se empeñaba en que me pusiera todos los domingos.
- a criar ranas en el estómago si bebía mucha agua.
- a quedarme calvo si no comía fruta (¿y de qué me ha servido tanta manzana, tanta pera y tanta polla, ein? si parezco una bola de billar).
- a las inyecciones de gammaglobulina que me endiñaban cada quince días, durante seis meses, para que no me resfriara. Cada pinchazo dolía, que no veas cómo dolía. Hubiera preferido mil resfriados, la verdad. Con lo bien que sienta que te suba la fiebre y que te dejen en casa todo el día, tirado en la cama leyendo comics.
- a que los reyes magos me estuvieran vigilando contínuamente, sin que yo les viera, y no me dejaran regalos si no me portaba bien.
- a ir al cielo si era bueno, porque no soportaba la idea de tener que pasarme toda una eternidad sin saber qué coño hacer (¿alguien sabe qué hace la gente en el cielo?).
- a ir al infierno si era malo, porque te metían en un caldero y te cocían eternamente (esto no sonaba aburrido, pero tampoco muy halagüeño)
- a acariciar perros callejeros, por si me llenaban de pulgas.
- a tocarme el pito, porque me quedaría enano (de hecho, en mi calle vivía un señor que era enano y me lo imaginaba todo el día tocándoselo).
- a ponerme bizco, porque si me daba un soplo de aire me quedaría así.
- a comer jamón, porque era cerdo crudo y eso daba triquinosis (obviamente, la situación económica de mi familia era bastante precaria y los únicos jamones que entraban en casa eran los de Rafaela Carrá, por televisión).
- a quedarme ciego si miraba directo al sol.

En fín, que lo que me extraña es que, de pequeño, no necesitara la ayuda de un psiquiatra para levantarme cada día de la cama, la verdad.

Comentarios:
Prime!!
Los niños no tienen problemas!! si algo tiene solución, no hay problema y si no la tiene... porqué habría que preocuparse?
Que felicidad!!
 
Yo tenía miedo del hombre lobo. Creo que entonces ya tenía yo algo que ver con la luna.
 
Yo tenía miedo al coco...
 
No me mires así que yo también me he asustao!!!!
 
coincido en muchos de tus miedos ... hoy todo es tan diferente, creo que de hecho sería bueno que estos niños de hoy le tuvieron miedo a algo...

Yo además tenía miedo a la monja sin cabeza (cada colegio de religiosas se pelea su propiedad', al menos en mi país),
a no quedarme dormida rápida la noche de navidad porque si no lo hacia me quedaba sin regalo,
a meterme en la piscina después de comer, porque me podia dar un paro cardiaco o un derrame cerebral... luego quieren que seamos normales de adultos !!!
 
Conozco a una persona que cuando era pequeña tenía miedo, mucho miedo a que llegara su padre a casa. Hoy esa persona es grande y tiene miedo, mucho miedo a tener hijos porque no quiere ser como su padre.
 
Eso sí que da miedo.
 
Me encanta el de que te creciera una sandía dentro si te tragabas las semillas... es genial!!!

A mí me decían lo de que si te tragabas el chicle se te pegarían las tripas, y alguna vez que me lo tragué sin querer fui a avisar a mi madre para que hiciera algo para que no se me pegaran, pobre, que me las imaginaba ya como si me hubiera bebido un vaso de cola...
 
hoy me robas otra sonrisa..
me identifico con la mayoria.. y tengo que decirte que me sorprende lo bien que estamos dado el caso.. jejejeje..
muchos besitos, coco..
 
Y recuerda.............Warner Bross al reves es:
Se guarrea el sebo
 
Yo creo que ya de niña me planteaba tanto las cosas que no habia respuesta a la que mi "¿y por qué?" no sacara de quicio. Creo que por eso no tenía miedo a nada, porque era una completa incrédula de todo aquello a lo que no encontrara explicación válida.

Curiosamente ha sido crecer y adquirir más miedos, y eso que no creo que hayan aumentado demasiado las certezas...

En fins
 
Lo importante Coco es saber si los has superado...
 
Pues algunos no, como que se me queden los ojos cuadrados.
 
tranqui...yo si te fijas ya los tengo..y no pasa "na"
 
Y a mirar debajo de la cama por si salia un monstruo de debajo de la cama.
 
:-)
 
Coco, pues yo no comparto ninguno de tus miedos cuando era pequeña.Yo tenía miedos por culpa de mis pesadillas, así que mis temores eran bastante raros:

- Que no se me tragara el water
- que no hubiera un espectro en la casa que dejara todas las bombillas parpadeando y me hiciera daño.
-Que en esos dos casos gritara pidiendo ayuda y de mi voz no pudiera salir ningún sonido (y por tanto mis padres no escucharme y no venir nadie en mi ayuda)
-Que estallara una guerra nuclear y la primera bomba atómica cayera encima mío o muy cerca de mí...y muriera.

Tendrían que haberme llevado a un psicólogo, pero por suerte tengo un blog. jejeje

PD: A ver si te pasas por mi blog a hablar en mi post "miedo" sobre miedos actuales. (De casualidad que también hablé sobre miedos)

Saluditos
 
Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]



Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace



<< Página principal

This page is powered by Blogger. Isn't yours?

Suscribirse a Entradas [Atom]